Mediación civil y mercantil

¿Has oído hablar de: ?

La mediación puede ayudar a la resolución de conflictos sin tener que llegar a los juzgados.

La mediación es válida tanto para empresa como particulares.

Su funcionamiento es sencillo, y su coste asequible.

Realice una primera consulta de forma gratuita para conocer su caso...


Mediación


Es un proceso de negociación, mediante el cual las partes involucradas en un conflicto intentan resolverlo por sí mismas, con la ayuda de un tercero llamado mediador, que actúa sin facultad decisoria propia, como conductor ayudando a las personas que participan en la mediación a encontrar una solución pactada y satisfactoria .

Las partes tienen la posibilidad de abandonar la sesión de mediación en cualquier momento, a partir de la cual quedaría exclusivamente la resolución en manos de tribunales.

El coste asociado a una mediación y la solución final amistosa, son dos variables favorables a tener en cuenta frente a la vía judicial .

Sin perjuicio de lo establecido en la Ley 5/2012, la mediación se organiza como las partes consideren y estas actuarán entre sí conforme a los principios de lealtad, buena fe y respeto mutuo.

"El mediador confiere y anima a las partes a alcanzar una solución dialogada y consensuada de forma voluntaria".


Ventajas de la mediación


• Búsqueda activa de solución de controversias.
• Flexibilidad y respeto a la autonomía y voluntad de las partes.
• Redacción de acuerdo que resuelva la disputa.
• Posibilidad de elevarlo a escritura pública.

“Durante el procedimiento de mediación se paraliza cualquier reclamación extrajudicial o judicial contra la otra parte.”


¿En qué asuntos trabajamos a través de la mediación?

Entre otros podemos asesorarles: 

Mercantil:

Conflictos entre empresas o entre éstas y particulares, conflictos entre socios, conflictos con clientes, proveedores, etc.

Civil:

Conflictos entre inquilinos y propietarios, en comunidades de vecinos, en herencias, en consumo, en obras, en licencias, etc. Así como en conflictos matrimoniales, negligencias médicas, etc.